EL ARTE DE LA CERÁMICA

El arte de la cerámica es considerada como una de las artes menores. Pero grandes maestros de la pintura se interesaron por diversas disciplinas artísticas como la escultura, la cerámica y el arte textil. La cerámica nos da la posibilidad de trabajar tanto la forma, el volumen, así como como el color mediante el empleo de diferentes  arcillas y  esmaltes.  

Palacio del Marqués de Dos Aguas. Museo Nacional de Cerámica en Valencia: cocina valenciana que se ha reconstruido con elemento auténticos.
Palacio del Marqués de Dos Aguas. Museo Nacional de Cerámica: cocina valenciana que se ha reconstruido con elemento auténticos.

La cerámica en la Comunidad Valenciana tiene una rica historia que se remonta a varios siglos atrás. La región ha sido reconocida por su tradición y excelencia en la producción de cerámica, y ha desempeñado un papel importante en el desarrollo de esta forma de arte en España.

 

La influencia de la cerámica en la Comunidad Valenciana se puede rastrear hasta la época de la dominación árabe en la península ibérica. Durante el período de la dominación musulmana, se introdujeron nuevas técnicas y estilos en la producción de cerámica. Los árabes trajeron consigo su experiencia en la cerámica vidriada y la técnica de cuerda seca, que se caracteriza por el uso de líneas de esmalte para delinear los diseños.

 

En la ciudad de Manises, en la provincia de Valencia, se desarrolló una importante industria cerámica durante la época medieval. La cerámica de Manises alcanzó gran renombre y fue muy valorada en toda Europa. Los artesanos de Manises producían cerámica vidriada con una amplia gama de diseños y patrones, y sus piezas eran altamente solicitadas por la nobleza y la burguesía.

 

 

Durante el Renacimiento, la cerámica valenciana experimentó un florecimiento artístico significativo. Los talleres de cerámica en Valencia, Manises y Paterna producían cerámica decorativa con diseños influenciados por el arte renacentista italiano. Las piezas exhibían colores vibrantes y motivos ornamentales, como arabescos, escenas mitológicas y heráldicas.

Vaso cuello estrecho, encontrado en la Cova de l'Or (Beniarrés, Alicante)
Vaso cuello estrecho, encontrado en la Cova de l'Or (Beniarrés, Alicante)
Vaso doble, encontrado en la Cova de l'Or (Beniarrés, Alicante)
Vaso doble, encontrado en la Cova de l'Or (Beniarrés, Alicante)
Vaso Geminado, encontrado en el poblado de Cabeza Redondo (Villena, Alicante).
Vaso Geminado, encontrado en el poblado de Cabeza Redondo (Villena, Alicante).

 

 En el siglo XVIII, la producción cerámica se expandió hacia otras regiones de la Comunidad Valenciana, como Alcora y Castellón. Estas áreas se especializaron en la fabricación de azulejos y baldosas cerámicas para la decoración arquitectónica. Los azulejos valencianos eran conocidos por sus diseños geométricos y florales, y se utilizaron en la ornamentación de iglesias, palacios y casas señoriales.

 

En el siglo XIX, la industrialización tuvo un impacto en la producción cerámica en la Comunidad Valenciana. Se introdujeron nuevas técnicas de fabricación y maquinaria, lo que permitió una mayor producción en serie. Sin embargo, también hubo un resurgimiento del interés por las técnicas tradicionales y la cerámica artesanal.

 

En la actualidad, la cerámica sigue siendo una parte integral de la cultura y el patrimonio de la Comunidad Valenciana. Existen numerosos talleres y artistas que continúan produciendo cerámica tradicional y contemporánea, manteniendo viva la tradición y el legado de este arte en la región.

 

"Rondó" italiano del siglo XV, obra de Benedetto da Maiano.

Azulejos góticos, del siglo XIV o XV. Que especifican la lucha de uno de los Centelles contra un Dragón y un joven ofreciendo ramos de flores a dos damas.

"Socarrat" gótico con la gracia representación de un toro sobre recargado fondo decorativo.


La cerámica en la Comunidad Valenciana tiene una rica tradición que ha evolucionado a lo largo de los siglos. Esta región de España ha sido conocida por su producción cerámica, que abarca desde piezas tradicionales de alfarería hasta cerámica decorativa y artística. Aquí te presento algunas características y aspectos destacados del arte de la cerámica en la Comunidad Valenciana:

 

Alfarería Tradicional:

La alfarería es una forma de cerámica que ha sido practicada durante siglos en la Comunidad Valenciana. Los alfares (talleres de alfarería) producían objetos utilitarios como cazuelas, platos, jarras y otros recipientes para uso doméstico.

 

Azulejos y Cerámica Decorativa:

La Comunidad Valenciana es famosa por la producción de azulejos decorativos y cerámica vidriada. Estos azulejos se han utilizado para embellecer tanto edificaciones públicas como privadas, contribuyendo a la arquitectura ornamental.

 

Cerámica de Manises:

Manises, una localidad en la provincia de Valencia, es particularmente conocida por su tradición cerámica. La cerámica de Manises ha sido famosa desde la Edad Media y ha producido azulejos, platos y objetos decorativos de gran calidad.

 

Estilos y Técnicas:

La cerámica valenciana ha experimentado con diversos estilos y técnicas a lo largo del tiempo. Esto incluye la cerámica de reflejo metálico, que fue una técnica desarrollada durante la Edad Media para imitar el brillo de la cerámica islámica.

 

En algunas localidades, se celebran festivales y eventos dedicados a la cerámica. Estos eventos suelen destacar la habilidad artesanal de los ceramistas locales y atraen a visitantes interesados en adquirir piezas únicas.

 

Influencias y Evolución:

A lo largo de los años, la cerámica valenciana ha experimentado influencias de diversas culturas, incluyendo la musulmana y la cristiana. Esta combinación de influencias ha contribuido a la diversidad y riqueza de las obras cerámicas.

 

La cerámica valenciana sigue siendo una forma de expresión artística y artesanal vibrante en la actualidad, con ceramistas contemporáneos que incorporan técnicas tradicionales y modernas en sus creaciones. La tradición cerámica de la Comunidad Valenciana es un testimonio de la rica historia cultural y artística de la región.

DATOS DE INTERÉS...

CARRER POETA QUEROL, 2

46002, València

Teléfono: 96.351.63.92

Sitio Web: http://mnceramica.mcu.es

Correo electrónico: informacion.mceramica@cultura.gob.es

HORARIO:

-De martes a sábado de 10.00 a 14.00 y de 16.00 a 20.00 horas.

- Domingos y festivos de 10:00 a 14:00 horas.

-Cerrado todos los lunes del año, 1 de enero, 1 de mayo, 24, 25 y 31 de diciembre y dos festivos locales.

PRECIO: entrada general 3€ y reducida 1'50€. 

Entrada gratuita: sábados a partir de las 16h y hasta la hora de cierre; domingos; 18 de mayo (Día Internacional de los Museos); 12 de octubre (Fiesta Nacional de España); 18 de abril (Día Internacional de los Monumentos y Sitios) y 6 de diciembre (Día de la Constitución Española). 


Referencia: Vicent García Editores / Historia del Pueblo Valenciano, página15. Museo Nacional de la Cerámica de la Ciudad de Valencia.

Comentarios: 0