Enric Valor y Vives ( escritor).

Enric Valor y Vives nació en Castalla (Alicante) el 22 de agosto de 1911  y va morir en València el 13 de enero de 2000.

Fue un escritor valenciano, que hizo uno de los más importantes trabajos de recolección y recuperación de la lexicografía valenciana, y  uno de los principales promotores de la estandarización y normalización del idioma valenciano. Su familia era de una clase media alta, y muy bien económicamente, lo que le permitió estudiar para maestro mercantil. También impulsó las normas contemporáneas del valenciano y creó la Flexió Verbal  que se sigue usando en la enseñanza.

Enric Valor-escritor.

La juventud de Enric valor está marcada en un momento políticamente complicado, hacía tiempo que el valenciano sufría un rápido proceso de castellanización, todo ello apoyado por el gobierno de la República con su negativa a introducir el valenciano en la enseñanza.

   Pero para Valor, un nacionalista convencido, la lengua era la base de la realidad nacional. No dudó desde el primer momento en algo que él creía ciegamente, la defensa de nuestro idioma. Y una manera de defender nuestra lengua fue publicar en el semanario satírico “El Tio Cuc” una serie de artículos en el que deja claro cuáles son sus señas de identidad: la defensa del nacionalismo valenciano y de su lengua valenciana.

   «L’autonomia es gobernarse a si mateix. El país Valencià tè dret a gobernarse». «Per dignitat devem parlar en la nostra llengua. La nostra llengua es el valencià». La autonomía es gobernarse a sí mismo. El país Valenciano tiene derecho a gobernarse. Por dignidad debemos de hablar en nuestra lengua. Nuestra lengua es el valenciano. Con la idea que tenia del valenciano y pensando en los valencianoparlantes, se dedica a elaborar prácticos manuales, para resolver los problemas más elementales de la lengua valenciana. A estos manuales les siguieron gramáticas y obras lexicográficas.

    La guerra civil, no solo fue una tragedia humana para nuestra patria, sino un tragedia cultural para el pueblo valenciano. Pasaron unos años para que poco a poco y tímidamente volviera la actividad valencianista en el campo de la cultura. Las tertulias volvieron en torno a la editorial Torre, fundada por Miguel Adler y Xavier Casp. Enric Valor no dudo en entregarse en cuerpo y alma a instruir a los valencianos en nuestra lengua. En 1949 participa en el primer curso de valenciano en Lo Rat Penat, y publica una serie de trabajos relacionados con el tema. Incluso se dedica a los medios de comunicación – prensa escrita y radio para divulgar los conocimientos del valenciano. Y consigue gracias a que llegaba a mucha gente a través de los medios, formar a miles de valencianos en los conocimientos básicos de la lengua valenciana.

    Valor considera que hay un número importante de valencianos capacitados para leer narrativa, y es cuando decide escribir L’ambició d’Aleix “La ambición de Aleix” la censura franquista impidió su publicación. Pero la represión cultural franquista y la censura en este caso fue porque era una obra en valenciano, más que nada. Así que por este motivo le lleva a posponer este tipo novela y la sustituyo por las “Rondalles, un total de 36 de relatos de historias tradicionales valencianas; La rabosa i el corb, Don Joan de la Panarra, El llenyater de Fortaleny, Les velletes de la Penya Roja etc. Y no fue hasta que el dictador se estaba muriendo, en 1975 que Valor comienza a escribir la obra “Sense la terra promesa”. Una de las obras novelísticas importantísimas de la literatura del siglo XX.

   Valor ha sido esencial para recuperar la cultura y lengua del pueblo valenciano. Desde el primer momento y hasta el final, luchó para recuperar la identidad cultural de los valencianos. Gracias a él hemos aprendido que hay otra lengua y otra cultura diferente a la castellana, por la que vale la pena luchar para evitar su desaparición.

En 1983 púbica su obra “La Flexió Verbal” también fue investido doctor “honoris causa” por las universidades de Valencia, Alicante. Jaime I de Castellón y Politécnica de Valencia, y también por la de Baleares. Como narrador fue autor de una quincena de de novelas y cuentos, además de la recopilación de las “Rondalles valencianes”.

Fuente: La huella de 150 valencianos. Las Provincias

Escribir comentario

Comentarios: 0